Comienzan los trabajos de catalogación de la colección de bienes muebles de Antonio Caro Rubio

Conocido por todos como “Garbancito”, Antonio Caro Rubio, lleva décadas anunciando las fiestas fontaniegas con su SEAT 600, alegrándolas con la antigua banda, creando la radio de Fuentes o grabando con su cámara todos los eventos que se celebraban en Fuentes de Andalucía desde los años setenta del siglo pasado.

Antonio se fue a vivir a Marchena, donde se hizo cargo del cine Planelles y comenzó a coleccionar diferentes objetos como monedas, cartelería de cine, libretos del carnaval, ropas, etc… atesorando una valiosa colección de enseres que además del valor personal tienen un excepcional valor etnográfico.

Esta semana han comenzado los trabajos previos para inventariar y catalogar todos los objetos muebles que posee Antonio Caro en su colección personal, la cual pasará a ser parte de la Colección Museográfica Municipal, siendo parte viva del futuro museo de Fuentes de Andalucía.

Hasta el momento, el patrimonio etnográfico ha sido tradicionalmente el menos valorado por las instituciones, lo que redunda en menores ayudas económicas para proyectos culturales e investigadores y en un descuido en su conservación. Dicho problema tiene también relación con la falta de reconocimiento social en torno a la importancia del patrimonio etnográfico, en tanto que forma parte del legado cultural y tradicional del pueblo andaluz. En este sentido, Antonio lleva años conservando la memoria del pueblo fontaniego a través de su colección o recreaciones con peleles de los oficios antiguos… como el pelele de Luisa Fernández Gil o la aguadora de la calle Sor Ángela.

En la última década el patrimonio etnográfico ha avanzado con el fin de alcanzar y afianzar su valor excepcional, con la consolidación de los museos etnográficos o acciones patrimoniales de recreación de oficios o fiestas tradicionales. Lejos de encasillar los valores etnográficos de la colección de Antonio en vitrinas de museos, ésta formará parte de la estrategia municipal cultural, siendo estos objetos parte de la vida cotidiana de la ciudadanía fontaniega.

Quedan meses de trabajos dedicados a la documentación, catalogación e trabajo de inventario de la colección personal de Antonio Caro Rubio, de la cual tendremos nuevos datos de la historia reciente de Fuentes de Andalucía.